revista rupturas Quito Ecuador opinion analisis

Por: Antonio Guerrero Drouet

Fotografía: Archivo

No se disuelve el granito pese al ácido correísta

 

¿Disolver la UNE? Cuándo faltan seis meses para las elecciones del 2017? ¿Cuándo el rechazo a la política del gobierno de Correa se ha acrecentado considerablemente?

 

¿Disolver la UNE sin ningún sostén legal, constitucional?

 

¿Porque tras una década en que la UNE ha resistido y ha desarrollado acciones vigorosas en defensa de su gremio pese a la represión, juicios, órdenes de prisión, difamaciones y calumnias contra sus dirigentes y bases sociales; en que el gobierno de Correa  no ha podido domesticar, doblegar, subordinar a la UNE a su “revolución educativa” empaquetada en Escuelas del Milenio que la UNE demanda se construyan en todos los lugares donde se requiera, pues éstas no cubren sino un minúsculo porcentaje de las necesidades de infraestructura escolar; una educación “tecnológica”, sometida a la dominación cultural extranjera y criolla opuesta a una educación y pedagogía liberadora de esa dominación; lucha de principios en que los traidores a la Patria han sido golpeados, derrotados y se preparan para irse de Carondelet y de los Ministerios envueltos en una corrupción galopante que brota como gangrena por todos lados?.

 

Porque ya con el rabo entre las piernas convertido en un procaz gobierno neoliberal privatizador de puertos, hidroeléctricas, de la telefonía nacional; desatando medidas antipopulares, quiere irse “disolviendo” a una organización que se ha fortalecido, como siempre ocurre con las fuerzas sociales que defienden su Patria, su terruño, sus derechos, con dignidad y valor.

 

Precisamente uno de los objetivos del Congreso Extraordinario de la UNE con presencia de más de 850 delegados de todas las Provincias del Ecuador  , hace dos meses, reformar los Estatutos y hacerlos viables a la exigencias “legales” del Ministerio de Educación; reformas estatutarias y elección democrática de sus dignidades que constituyen evidencia de la existencia de  la UNE; de su capacidad de organización y lucha.

 

 

Una cabal, clara, objetiva información de su funcionamiento democrático con documentos fehacientes y firmas de los delegados de todas las Provincias del Ecuador entregados al Ministerio de Educación como muestra de su autenticidad y movilidad como gremio que, además de demandar justicia para sus afiliados, en particular para los educadores y educadoras en proceso de jubilación que no han sido pagados sus haberes de ley por parte del gobierno de Correa; así mismo para ratificar el compromiso de trabajar como una organización gremial de educadores que ha luchado y lucha por sus derechos y por los de una educación basada en una Pedagogía Emancipadora.

 

Esta UNE es la que no ha podido ser derrotada por el gobierno de Correa y Espinoza a pesar de organizar y financiar una estructura paralela a la UNE que carece de probidad gremial y concepción pedagógica libertaria.

 

¿En base de que artilugios y manipulaciones “legales” puede ser declarada “disuelta” por un gobierno que carece de legitimidad, con claros tientes de corrupción, antipopular y vende patria cuyos días están contados, intentar disolver la Unión Nacional de Educadores, UNE que agrupa sólidamente a más de 100 mil educadores y educadoras cuyos elementos legales han sido esclarecidos como carentes de verdad y de valor jurídico por el equipo de asesores jurídicos de la UNE que lidera el Dr. Ciro Guzmán.

 

No se diluye al granito por más ácido que se utilice. No se “diluye”  a la roca con papeles que carecen de sustentación jurídica y constitucional.

 

Se entiende, además, que si se quiere destruir algo, se busca el eslabón más débil de la cadena y la UNE forma parte y es un sólido eslabón de la gran cadena de organizaciones sindicales, populares, indígenas, de la juventud; todas afirmadas en el presente de lucha y recuperadoras de nuestro pasado histórico revolucionario milenario e indestructible, recogidos por la UNE que se forja durante la Gloriosa del 28 de Mayo de 1944 que echó abajo al gobierno vende patria de Arroyo del Río; que se fortalece y afianza su legalidad en la década de los 60s; que durante 72 años de lucha organizada han enfrentado las políticas de los diversos gobiernos de las oligarquías que pretendieron sujetar la educación laica, gratuita y ahora plurinacional, pluricultural y multilingüe a los planes curriculares de los organismos al servicio del imperialismo.

 

Esta entrega de la educación a la concepción tecnológica carente de una cultura emancipadora es una de las  razones por la cual el gobierno entreguista de Correa ha buscado dispersarla, debilitarla, destruirla organizativamente.

 

Si en una década Correa y su autoritario, burócrata y mediocre Ministro de Educación, Espinoza, no han podido con la UNE: La ilegal e inconstitucional “Disolución de la UNE”: ¿Podrá hacerlo?

 

La UNE Nacional reafirma que la educación es parte de la lucha por la liberación social y nacional. Eso no lo ha ocultado ni oculta porque comprende que la lucha que libran los educadores y los pueblos de América Latina y del mundo como la de los educadores en México contra la “Reforma Educativa” reaccionaria del gobierno de Peña Nieto, es reflejo de la realidad de dominación imperialista y oligárquica que aún soporta el Continente contra la cual hay que levantarse.

 

Esta claridad y firmeza saca de quicio a los serviles de los explotadores que pretenden que un gremio de pensadores democráticos y populares  no enseñe la verdad histórica emancipadora a sus alumnos.

 

Le escarnece que los maestros y maestras tomen posición junto a los trabajadores, a los pueblos y a la lucha por el verdadero socialismo; les desquicia que los maestros y maestras de la UNE en una importante franja hayan sido afiliados al MPD; que muchas de sus personalidades hayan sido Legisladores, Alcaldes, Prefectas, concejales, consejeros, desde donde han contribuido a librar batallas contra la cultura dominante como representantes populares y que pese a que el gobierno de Correa ilegalmente eliminó al MPD del Registro Electoral sean ahora los educadores parte importante de la base social de la Unidad Popular.

 

Les perturba que los pensadores del magisterio aborden la situación, los fenómenos económicos, sociales, políticos, el desarrollo de la lucha de clases en América Latina y que participen, apoyen y respalden los 20 Seminarios Internacionales ininterrumpidos realizados en Quito en donde se han debatido desde una óptica emancipadora estos problemas con participación de educadores ecuatorianos y de América Latina.

 

Esto se debe a que la educación de “Excelencia” que Correa y su equipo de bufones está sujeta a la concepción y praxis imperialista y oligárquica, que, ocultándose en la mal llamada “revolución educativa”  pretende sujetarnos a un modelo neocolonial en que entrega la Patria a la dominación imperialista denunciada por José Peralta. El correato, manipulando las “Escuelas del Milenio”, la “Ciudad del Conocimiento” remedo de Silicón Valley de California, Pekín y Corea del Sur, impulsa en el Ecuador la llamada “Economía Social del Conocimiento” calca de teorías reformistas del imperialismo.:

 

 

He aquí una de las razones de fondo de la desesperada, torpe, inconstitucional, ilegal, arbitraria decisión política ultra reaccionaria de “Disolver la UNE” de parte del gobierno de Correa, Espinoza y corifeos.

 

A ello se suma, por supuesto, la presencia permanente de la UNE en las luchas y movilizaciones de la organizaciones sociales, gremiales, obreras, campesinas, indígenas, populares en suma, las denuncias realizadas en Ginebra por la UNE por la violación de los Derechos Humanos en el Ecuador; así como el apoyo al juicio contra el Ministro de Educación Espinoza.

¿Disolver la UNE?: Ni con el ácido que esputan Correa, Espinoza y sus esbirros podrán “disolver” a un conglomerado de educadores y educadoras que ha contribuido a forjar parte esencial de la historia liberadora del Ecuador, heredera de Espejo, Peralta, Montalvo, del pensamiento liberador construido por el propio magisterio.

 

Pese a tal anti histórica y desesperada  “Resolución de Disolución de la UNE”, el granito de la UNE apoyado por los trabajadores, campesinos, el movimiento indígena, la juventud, no podrá ser destruido.

 

 

 

Calcular Page Rank

Las Casas Oe3-128 (entre América y Antonio de Ulloa)

Quito-Ecuador

ISSN 1390-6038

Revista Rupturas © 2015 Derechos reservados